lunes, 30 de mayo de 2016

LAS NOCHES DEL HUERTO

Las noches del Huerto

El viernes 20 de mayo arrancaron «Las Noches del Huerto», un festival que hemos montado en el Huerto Comunitario de Manoteras para los viernes del verano.
         Si queréis echar un ojo a la inauguración, pasaos por la crónica del evento, que se recoge aquí, en Hortaleza Periódico Vecinal, y que incluye el guión que escribí para tan magna ocasión pocos días antes de que tuviera lugar el pregón.

«Las Noches del Huerto» es un proyecto que tiene una finalidad muy concreta: crear un espacio de cultura y ocio cercano a nuestro huerto y a la filosofía que impera en él, pero también abierto al resto del barrio. Un lugar al aire libre donde poder compartir entre todos arte y buenos momentos.
         Nuestra programación es ambiciosa, pues estamos convencidos de que siempre hay que apuntar a lo más alto y soñar a lo grande. No por nada la propia idea, como nos explicó Miguel Ángel Rodríguez, uno de los promotores, nació de un sueño. Y seguiremos soñando mientras el tiempo lo permita.

El segundo viernes, esta vez el 27 de mayo de 2016, ofrecimos, siguiendo con el plan previsto, un ejercicio distinto: el «Microduelo a la luna», seguido de la actuación musical de uno de nuestros compañeros hortelanos, que nos deleitó con su voz, guitarra e incluso armónica, al más puro estilo Bob Dylan o Neil Young.
         Pero empecemos por el principio: ¿qué es un Microduelo a la luna? Pues un concurso de microrrelatos que sigue un patrón un poco especial.
         La cosa deriva de una idea brillante que se desarrolla desde hace tiempo en OZ y que han dado en llamar «Microjustas», de forma muy apropiada, como veréis ahora mismo.
         Los micros presentados al concurso, compiten siempre entre sí de dos en dos, como en una justa entre caballeros o un duelo. En cada enfrentamiento solo puede quedar uno, según la regla que hicieron famosa Los Inmortales, pero adaptada a la inevitable exigencia de la legalidad. En vez de cortar cabezas se opta simplemente por dejar que el perdedor se retire tranquilamente de la arena, y se quede observando el resultado de los rivales. Se pierde un poco de gracia, sí, pero se gana en amigos, podéis creerme. Las Microjustas se realizan on-line, de manera que pueden ser seguidas por todos los lectores que así lo deseen.
         Nosotros, en cambio, queríamos hacerlo en vivo y en directo, y para ello contábamos con la experiencia inestimable de «Los microduelos de sangre», una adaptación vivida por primera vez en Penumbra (Primer cónclave de terror en Zaragoza). Los participantes del concurso se enfrentan de nuevo de dos en dos, en un auténtico duelo, leyendo en alto sus respectivos relatos. Y es el público presente quien, con sus aplausos, decide quién pasa a la siguiente ronda.
         En el Microduelo a la luna convertimos este formato en una especie de liguilla, ajustada a nuestro número de contendientes, que eran doce. Así que hicimos cuatro grupos de tres concursantes, que se enfrentaban de a dos. Tras dos o tres enfrentamientos (en función de si hubo triple empate o no) salieron dos concursantes por grupo, lo que nos da un total de 8. Siguieron otra serie de duelos hasta el duelo final, del que salió nuestra flamante ganadora, Paula, y la medalla de plata, M. José; galardonadas ambas con el sombrero vaquero que se había utilizado para los enfrentamientos, y la ganadora, además, con una centelleante* mochila hortelana.

*¿Entendéis ahora lo de centelleante?

Los emparejamientos y los temas de cada lectura se habían extraído al azar, para garantizar la justicia del certamen (o al menos, para que la responsabilidad única descansara en manos de la diosa Fortuna).
         Hay que decir que el público estuvo muy colaborador y todo el mundo pareció acabar de lo más contento. Y que mucho tuvieron que ver en ello el excepcional presentador y animador con que contamos, F. Susano García, escritor, monologista y persona estupenda; y la conductora del programa y dueña de pizarra, Delia Torrano Ruiz-Funes, que dejó por ese día su papel de cocinera-terapeuta habitual para acompañarnos. Mil gracias a los dos, porque sin vosotros no habría sido lo mismo.

Aquí lo dejo, que la noche dio para más pero tampoco hay que abusar. Nos guardaremos algo para otro día. Además, tengo que dejar hueco para un aviso... Que esto continúa, damas y caballeros.
         El próximo viernes, 3 de junio, contaremos con un poderoso encantador de personas. Víctor Santal, arpista de lujo a quien suele verse delante mismo del Palacio Real de Madrid, visitará territorio hortelano. Creo que puede ser una noche mágica.



Víctor Santal ante el Palacio Real de Madrid
         
       
Víctor Santal en Esta es una plaza

viernes, 13 de mayo de 2016

EL SILENCIO DE LA CIUDAD BLANCA

Eva García Sáenz de Urturi

Eva García Sáenz de Urturi

Hoy recibimos en el blog la visita de una de nuestras antiguas huéspedes, que se alojó por un día en la sección «Mujeres que se escriben».
         Se trata de la autora Eva García Sáenz de Urturi, quien anduvo por estos lares hace casi exactamente dos años (MUJERES QUE SE ESCRIBEN).
         Viene cargadita de novedades, especialmente las que se refieren a su última novela, «El silencio de la ciudad blanca», publicada por Planeta este mismo año 2016, y que va ya por su tercera edición.
         También nos contará algunas cosillas muy interesantes sobre cómo ha sido su trayectoria profesional, desde el salto al vacío que supuso su primera novela, autopublicada en digital, hasta el fichaje por parte de una editorial de prestigio, que acudió a buscarla en vista del éxito obtenido con «La saga de los Longevos», novela con la que debutó.

El silencio de la ciudad blanca

LiteraturaConEstrógenos Buenos días, Eva, qué gusto tenerte de nuevo por aquí. EvaGarcíaSáenz Buenos días. Igualmente, un placer volver para otra entrevista.
LCE Tal como comentaba más arriba, estás de estreno, ¿no es así? Te encuentras promocionando tu última novela, «El silencio de la ciudad blanca», que está resultando un éxito completo de venta y crítica. ¿Cómo estás viviendo el proceso?
EGS Con mucha satisfacción. En apenas dos semanas ya hemos agotado la tercera edición, algo inaudito en estos tiempos, y el feedback de los lectores no puede ser más positivo. Tanto en el Facebook de evagarciasaenz como en Twitter e instagram los lectores están interactuando de una forma maravillosa: suben sus selfies con la novela, dejan sus comentarios, responden a los trivias que les planteo…
LCE A tu novela se la ha denominado como «novela negra», entre otras cosas, pero tal como tú misma nos dijiste en la anterior ocasión, lo que tú escribes es difícilmente clasificable dentro de un solo género. Por mi parte, veo que los elementos históricos, legendarios, y hasta románticos, se hallan presentes en todas tus obras. ¿Cómo se hace para conjugar todas estas piezas e integrarlas en un todo?
EGS En todas mis novelas hay un poso histórico importante, como también son importantes las historias entre hermanos, padres e hijos, o abuelos y nietos adultos. Al final, eso constituye el sello de lo que escribo y no me puedo abstraer de ello.
De todas formas, en el caso concreto de El silencio de la ciudad blanca el género está claro que es thriller, o novela negra o policíaca, que transcurre en el presente con algún flashback explicando los orígenes del asesino o asesina.
LCE Tu caso es algo particular en cuanto al tipo de lectores que tienes. Son de muy distintos tipos, tanto por edad, como por género o por gustos. ¿Cómo te explicas que tus novelas sean capaces de despertar interés en todos ellos?
EGS No sé muy bien por qué es, pero lo cierto es que, desde que escribí «La saga de los longevos», la horquilla de edad de mis lectores ha ido desde los 17 años hasta los 94, que es el lector más longevo que tengo. Creo que tiene que ver con el trasfondo de novelas de historias familiares de las que te hablaba: todo el mundo es hijo o padre, y todo el mundo se puede ver reflejado en esa trama.
LCE Tus obras se han traducido también a otros idiomas, por lo que cuentas con lectores extranjeros. ¿Cómo es eso de romper barreras? ¿Has recibido algún feedback por parte de estos lectores de fuera de España?
EGS Mis lectores americanos, australianos y británicos son muy diferentes a los españoles. Escriben al autor tratándole de usted, con muchísimo respeto, y las preguntas siempre están muy pensadas. En ese sentido, mis lectores patrios son mucho más espontáneos, pero las diferencias son simplemente culturales.
LCE Ahora que hemos hablado de esta última obra tuya, permíteme que pase a un tema que me resulta igualmente fascinante: el de tu trayectoria profesional. Has recorrido un largo camino como autora, de la autopublicación a convertirte en una de las escritoras best-seller de una gran editorial. ¿Cómo ha sido el proceso? ¿Cómo tuviste la valentía de lanzarte al incierto mundo de la autopublicación digital, y qué pasos se han sucedido luego para llegar hasta aquí?
EGS Comencé en 2012 autopublicando en digital «La saga de los longevos», tomé esa decisión mientras esperaba la respuesta de las editoriales, quería saber si a los lectores reales les gustaba mi novela. Lo que no esperaba en que en pocos días alcanzase el número uno a nivel nacional y que se convirtiera en viral en las redes sociales: las opiniones eran fantásticas y todo el mundo la recomendaba. Después de eso publiqué en papel con La Esfera de los Libros, en  menos de dos meses hacíamos el lanzamiento y en un par de semanas llegamos también a la segunda edición. La novela fue adquirida por una editorial norteamericana y la traducción al inglés funcionó también genial. Después de eso he publicado la segunda parte, «Los hijos de Adán»; y «Pasaje a Tahití» y «El silencio de la ciudad blanca» con Planeta. Son escalones que te van posicionando gracias a las ventas y al apoyo de los lectores.
LCE ¿A qué crees que se debe tu éxito? Además de al esfuerzo y al trabajo, que se ven claramente.
EGS Creo que son novelas que a la gente le gusta mucho recomendar y a eso se debe el fenómeno boca-oreja.
LCE   ¿Algún consejo que dar a los autores que están empezando?
EGS Que no publique hasta que tenga la novela muy pulida. Nunca hay una segunda oportunidad para causar una primera buena impresión.
LCE  Un placer, nuevamente, haber podido contar con tu presencia. Muchas gracias por tus aportes.
Toda la suerte del mundo y hasta pronto.
EGS Mil gracias a ti, ha sido un placer estar en Literatura con Estrógenos.